Claudia Rivera anunció la desintegración del GAREP

  • La Fiscalía General del Estado y el Gobierno Municipal de Puebla mantienen acciones de coordinación contra actos fuera de la ley.

El encargado de despacho de la Fiscalía General del Estado de Puebla, Gilberto Higuera Bernal y Claudia Rivera Vivanco, Presidenta Municipal de la capital, informaron la aprehensión de siete policías municipales señalados por su probable participación en los delitos de abuso de autoridad y lesiones en agravio de dos ciudadanos.

Higuera Bernal, también Fiscal de Investigación Metropolitana, agradeció en rueda de prensa la colaboración con el Gobierno Municipal de Puebla, coordinación que fortalece el sistema de seguridad y justicia, destacó.

La Fiscalía Especializada de Combate a la Corrupción recibió una denuncia por los delitos de abuso de autoridad y lesiones en agravio de los ciudadanos José Luis N. y Jesús Ángel N., quienes manifestaron que el día 5 de diciembre en inmediaciones del Infonavit La Ciénega fueron interceptados por elementos de la Policía Municipal a bordo de la patrulla P-102.

Los uniformados, identificados como Manuel N. y Karla N., argumentaron que el vehículo en el que viajaban los agraviados contaba con reporte de robo. Para comprobar la propiedad, familiares solicitaron permiso para ingresar a su domicilio por los documentos legales, sin embargo dicha petición fue negada.

En consecuencia de la negativa de los policías municipales, José Luis N. intentó evidenciar su conducta grabando con su teléfono celular, motivo que originó que la policía Karla N., solicitara refuerzos en el lugar, arribando minutos más tarde a bordo de la patrulla 709: Miguel Ricardo N., Jesús Ángel N., José Rafael N., Bryam N., Lizbeth N. y Luis Felipe N., todos adscritos al Grupo de Atención y Reacción Estratégica Policial.

De acuerdo con los agraviados, los oficiales comenzaron a agredirlos física y verbalmente sin razón alguna. Posteriormente, las personas fueron obligadas a subir a uno de los vehículos oficiales para ser trasladadas a un lugar desconocido, donde continúo la agresión en su contra.

También fueron amenazados en constantes ocasiones para no declarar sobre lo sucedido, pues de lo contrario serían señalados como responsables de posesión de sustancias ilegales. Derivado de estos hechos, las personas quedaron a disposición del Juzgado Calificador supuestamente por alterar el orden público.

María Eugenia Calderón Olimán, titular de la Fiscalía Anticorrupción, detalló que al tener conocimiento del suceso, la Fiscalía de Especializada de Combate a la Corrupción realizó diversas diligencias para acreditar la participación de los elementos municipales, en tanto, a través de la Dirección de Atención a Víctimas del Delito se brindó apoyo y asesoría jurídica a las personas agraviadas.

Después de concluir la investigación, judicializar el caso y obtener las órdenes de aprehensión respectivas, se estableció coordinación con el gobierno municipal de Puebla para el cumplimiento de dichos mandamientos.

Por su parte y en su ámbito de competencia, la Unidad de Asuntos Internos de la Secretaría de Seguridad Pública y Tránsito Municipal (SSPTM) inició el expediente UAI/D-069/SP/MII/2019, para llevar a cabo los trámites administrativos correspondientes, a fin de formalizar la baja definitiva de los efectivos involucrados.

Ante constantes señalamientos contra Policías que conforman el Grupo de Atención y Reacción Estratégica Policial, la Presidenta Municipal, Claudia Rivera instruyó a la Secretaria de Seguridad Pública y Tránsito Municipal, María de Lourdes Rosales Martínez desintegrar la unidad a la brevedad posible. Anunció que los elementos que aún conforman esta célula serán sujetos a una serie de evaluaciones para acreditar su permanencia en la corporación.

Comparte Nuestra Información
  • 5
    Shares

Podría también gustarte...

Deja un comentario